Tus Derechos

Derechos de menores de edad

Si llegas a enterarte de que un menor de edad ha sido detenido por las autoridades de migración, se te ruega comunicarlo de inmediato al Consulado mexicano más cercano.


Recomendaciones generales.


No trates de cruzar por ríos hondos ni por mar si no sabes nadar, ni lo intentes por el desierto. Expones tu vida. No dejes que te encierren en vagones de ferrocarril. No cruces por carreteras de alta velocidad; usa los puentes y los túneles.


Tramita una identificación y llévala siempre contigo. Ésta permitirá localizarte en caso de accidente y te dará ventajas adicionales, como poder cambiar cheques, por ejemplo. Es recomendable que dicha identificación sea expedida por el Departamento de Motores y Vehículos del estado donde radiques.


No tiene que ser necesariamente una licencia si no manejas; Motores y Vehículos generalmente extiende simples identificaciones.


Si vas a viajar, llévate un original de tu acta de nacimiento, que te será necesaria para efectuar ciertos trámites tanto en el Consulado mexicano como ante dependencias gubernamentales de los Estados Unidos. No recurras a la obtención de actas falsificadas que, además, son fáciles de detectar. Si careces de ella ve la forma de adquirir una copia certificada a través de algún familiar en México o en el consulado mexicano más próximo a tu localidad.


Siempre que mandes dinero a México por correo evita que sea en efectivo. Utiliza mecanismos más seguros como el servicio postal, que tiene un convenio con el de México para este efecto, o acude a algún banco a comprar un giro.


Si fallece algún familiar tuyo en los Estados Unidos y deseas que su cuerpo sea trasladado a México, no te apresures a movilizar a tus parientes que se encuentran en nuestro país. Estando en México es mejor presentarse en la Secretaría de Relaciones Exteriores o en alguna de sus delegaciones, a fin de que te asistan. Tu consulado puede efectuar los trámites correspondientes al traslado de los restos de tu familiar. Evita gastar dinero en esas movilizaciones; mejor utilízalo en cubrir el costo del traslado.


Como trabajador, estás protegido por las leyes laborales de los Estados Unidos, tengas o no documentos. Tienes derecho a un salario mínimo, a compensaciones laborales, a un trato digno, a que se te paguen tus sueldos completos. Si tienes problemas con tu empleador, si sufriste despidos injustificados o eres amenazado en el trabajo por tu situación migratoria o cualquier otra irregularidad de este tipo, comunícate de inmediato con tu Consulado o a la Dirección General de Atención a Migrantes de Veracruz para que te asistan.

Jamás permitas que a cuenta de tu sueldo se te mantenga en una vivienda indecorosa y con renta cara, o que se te impongan comidas y bebidas también a cuenta de tu sueldo. Esto es ilegal, tú eres libre de comer y dormir donde te plazca.

En caso de que pienses demandar a tu empleador por accidentes laborales, recuerda que por la gran cantidad de fraudes que se han cometido en casos de compensaciones laborales, las leyes hoy en día son muy estrictas. Si presentas un caso fraudulento se te puede multar hasta cinco veces el valor de tu demanda y con encarcelamiento hasta por cinco años. Si realmente te lesionaste en tu trabajo, selecciona cuidadosamente el abogado que te representará. Es recomendable que tu abogado hable tu idioma para que exista una mejor y mayor comunicación.

Embajada Americana en México 01 800 772-6394.